Archivo por meses: mayo 2014

Perdonar, un regalo para uno mismo.

Con el fin de organizar una de esas cenas nostálgicas que promueven antiguos alumnos, la  animosa organizadora del evento tuvo que contactar a cada uno para confirmar su asistencia. Al hablar con una persona que no veía desde hacía 30 años, ésta le dio a conocer que aún estaba dolida por algo que le había hecho el colectivo en cuestión y, con tono desangelado le comunicó que no pensaba acudir.

La voluntaria aún se pregunta consternada: “¿Los agravios nunca prescriben?”.

forgiveness Sigue leyendo